La información más necesaria

Hablar de periodismo en 2019 es poner sobre cualquier mesa de debate un sinfín de temas que se entrelazan entre ellos: desde la manera en que informamos los medios en este universo cambiante de plataformas y formatos a cómo nos informamos como lectores, oyentes o telespectadores. Pero también abre interesantes vías de reflexión sobre conceptos como la honradez, el prestigio, la transparencia y la propia verdad, sin evadir cuestiones como el rigor y la transparencia.

Levante-EMV ha reunido a cuatro personalidades destacadas de la sociedad valenciana para reflexionar sobre todo ello desde diferentes puntos de vista. Para reflexionar sobre el papel del periodismo en nuestra sociedad y conceptos como los señalados anteriormente pero también sobre las falsas noticias o la mala praxis en la profesión.

El plató de Levante TV se convirtió por un momento en una apasionada mesa de debate en la que participaron el chef Quique Dacosta, la escritora Anna Moner, la actriz Silvia Valero y Xavier Puchol, Puchol II, pilotari, moderados por la subdirectora de Levante-EMV, Isabel Olmos. El periodismo está muy presente en la vida de los cuatro por sus propias profesiones pero también por sus inquietudes personales en muchos ámbitos, un interés que va acompañado de una visión crítica sobre cómo se desarrolla la información en muchos casos.

¿Cuáles son, para ellos, los pilares básicos e irrenunciables para tener un buen periodismo, una buena información? «Para mí es muy importante que la información venga de un medio que yo conozca, que tenga unas bases y una trayectoria. Y si es un medio que no conozco pienso que siempre hay una obligación en el usuario de buscar, averiguar, ese medio o ese periodista quien es», afirma Silvia Valero. «Ahora mismo hay tanto al alcance de un click que nos obliga a los usuarios a realizar un cierto trabajo de búsqueda, a responsabilizarnos», añade.

En ese papel del lector como consumidor de información y de periodismo insistió también Puchol II, quien manifestó que «noticias falsas siempre ha habido y te pueden entrar por cualquier sitio, por lo que es importante el espíritu crítico del lector para poder discernir una noticia veraz de otra que no lo es». Otra cuestión es, según el pilotari de Vinalesa, el concepto de objetividad en la información. «Cuando un periodista dice que es objetivo ya no me fio», manifestó entre risas, «porque siempre hay una ideología detrás, una manera de pensar, por eso es importante que uno mismo tenga visión crítica”.

Otra cuestión importante para estas cuatro personalidades valencianas es la inmediatez de los medios de comunicación, los pros y contras de aspirar a ser el primero a la hora de informar de una noticia a la audiencia, sea en el formato que sea. «Como el objetivo es contar muy rápido la noticia para que la gente la pueda consumir, a veces falla contrastar la información», opina Puchol II.

Para Anna Moner, el periodismo de calidad «tiene el reto de establecer el punto de atención, entre todo el alud de noticias que nos llega, en esos hechos noticiables que vale realmente la pena destacar frente a los que no interesan o tienen ciertos intereses detrás». La escritora considera que el periodismo de calidad es aquel entiende que «toda mirada es un punto de vista diferente pero también que esta mirada tiene que ser necesariamente honesta».

¿Condicionan las plataformas a la propia información en si misma? «En muchos casos», opina Quique Dacosta, «el periodismo se está tratando como ocio. Un telediario puede ser nuestra teleserie diaria y esa manera de contarlo, como entretenimiento, lo condiciona todo porque lo consumimos así, en espacios de ocio: el domingo, en la playa, en casa descansando…».

Esa manera espectacularizada de tratar la información ha conllevado casos famosos como el del periodista alemán Claas Relotius, experto en fake news de Der Spiegel, despedido tras falsear información. «Me pregunto si ya en si mismo todo esto no ha sido un fake new del medio», reflexiona entre risas Dacosta.

Compartir